Lun. Feb 6th, 2023

OPINION: «AUTONOMÍA DE QUEQUÉN ES AHORA» por JULIO MAGNATERRA


AUTONOMÍA DE QUEQUÉN, ES AHORA

Por Julio Magnaterra. Colaboración.- Corría el año 1983, yo era funcionario del gobierno del desaparecido «Coco» Taraborelli, y encabezaba el movimiento quequenense que defendía continuidad del «Núcleo Urbano Necochea-Quequén» que surgió como contraparte de un grupo de vecinos que bregaban para que Quequén retornara al distrito de Lobería. Entre los dirigentes que propiciaban esto último estaba don Oscar Afife. Al final se mantuvo el Núcleo Urbano.
Pasaron varios años y en calle 63 y 64, el querido don Oscar, en un encuentro circunstancial, me llama y después de saludarnos me dice palabras más o menos así «Julio, ¿me firmas esta planilla por la autonomía de Quequén?» y yo confiado en mi certeza y en que no iba a saber que responderme le dije «dale, pero primero vas a tener que explicarme por qué trabajaste para un retraso tan grande como volver a Lobería» (entre mi pensaba «lo maté, no va a saber que contestarme») y él me respondíó «Muy simple, ¿no te das cuenta que si pasábamos a Lobería después Quequén, por su propio peso, se iba a convertir en cabecera del partido y no sería necesario andar pidiendo firmas para esta planilla?». Fue un balde de agua helada esa respuesta y fiel a mi vanidad le dije algo más o menos así «Bueh…dame que te firmo esa planilla», don Oscar se fue sonriendo y yo con el rostro muy adusto me decía; «me mató…». A partir de allí tuvimos una relación muy cercana a la amistad, hasta la desgraciada desaparición física de ese honesto y tenaz luchador quequenense.
El deseo de «independencia» es muy antiguo en la vecina orilla, el dato más añejo está en la legislatura bonaerense y es de 1915 cuando un grupo de vecinos, entre los cuales observé con sorpresa la firma de un tal Francisco Echevarría (mi abuelo) pedían que Quequén sea cabecera de distrito.
Han pasado muchos años y Quequén, como «bola sin manija» perteneció en una época a Lobería y ahora, por un decreto de la dictadura es parte de Necochea. Durante la democracia y a partir del año 1990 aproximadamante, el deseo autonomista comenzó a expresarse con fuerza nuevamente, aun que todavía no había «prendido» en muchos de los vecinos. El tiempo fue demostrando que las ventajas de pertenecer a Necochea no eran tantas y hoy llegamos a la conclusión que no es ninguna, por lo menos, mi pensamiento evolucionó de esa manera. Algo muy importante fue el plebiscito voluntario y no vinculante convocado por el ex-Intendente Dr. Daniel Molina, en el cual participó una muestra suficientemente significativa, compuesta por el 30% del padrón electoral, de los cuales más del 90% votó por la autonomía.
Sería interminable narrar la cantidad de intentos esperanzados y retrocesos desalentadores, las promesas recibidas y las palabras incumplidas, las alegrías y sinsabores, que esta lucha ha significado para quienes la llevan adelante, pero creo que las cosas están cambiando; el Vicegobernador de la Provincia los ha recibido y ha dado respuestas muy favorables, el Presidente de la Cámara de Diputados afirmó que la autonomía es posible y CON TIERRAS; ¡esto es clave! un municipio urbano no sería viable. Muchos dirán; se los dijo por razones internas para poner en caja al Intendente de Lobería Profesor Hugo Rodriguez; no lo sé; pero la afirmación fue muy fuerte y los dirigentes quequenenses sabrán usarla.
Un estudio de viabilidad afirmó que es absolutamente sustentable la autonomía de Quequén, con zona rural por supuesto; si hacen falta mas análisis, que se hagan, en ese sentido va al proyecto de ley Marco en el cual está incluido el asunto, ya es hora que los organismos provinciales lo encaren y de una vez por todas lo decidan. Me parece que las instituciones necochenses deberían acompañar seriamente y decididamente a este reclamo, no serían responsables de querer desmembrar su propio distrito, por el contrario serían protagonistas de un acto de reparación democrática, porque valga la redundancia fue la dictadura quien le endosó a Quequén.
Hasta la semana que viene, si DIOS quiere.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Soporte Wordpress por Efemosse y Alipso