BAHIA BLANCA SIN AGUA Y LA DESESPERACION DE LOS VECINOS

Una vecina del barrio Tierras Argentinas, por tomar un ejemplo de los cientos y cientos de casos, asegura que allí viven más de 700 familias y desde hace más de un mes, no tienen “ni una sola gota de agua”.

“Sin una gota de agua” o “ni una gota” son las expresiones más leídas en las redes sociales, que desde hace unos días están empezando a desbordar y agitan un descontento generalizado. Para evitar que la mecha sea todavía más corta, el gobernador Axel Kicillof salió rápido con un anuncio.

De visita en Monte Hermoso, el gobernador creyó necesario enviar un poco de calma a la población vecina y prometió medidas de corto, mediano y largo plazo. “Cuando digo a corto plazo lo que digo es resolver algo que lleva entre 30 o 40 años que viene sucediéndose y particularmente en el gobierno anterior se habían hecho varias promesas que no solo no se cumplieron ni remotamente, sino que había un préstamo que estaba destinado a la problemática del agua y que se habría cambiado el destino y aún no sabemos por qué”, mencionó Kicillof, que sin tomarse demasiado en la “herencia recibida”, criticó a la exgobernadora, María Eugenia Vidal.

Al mismo tiempo, dijo que “enterado de esta situación, lo primero que hicimos fue recuperar el crédito de 130 millones de dólares, porque las obras vinculadas al agua son estructurales y muy caras y ya se están elaborando los proyectos por aproximadamente 162 millones de dólares. No obstante, es algo que no tendrá un efecto inmediato”.

Hasta ahora, el gobierno de la Provincia viene duplicando las cuadrillas de camiones cisternas y en el marco de ese anuncio de obras, estudian que para 2021 y 2022 se avanzará en un nuevo acueducto hasta Punta Alta, así como reparar los 13 kilómetros del acueducto que viene del Dique Paso de las Piedras y realizar una planta potabilizadora nueva en Sauce Chico para Médanos.

“Para el 2023/24 buscaremos recuperar la planta de rehuso y avanzar con el proyecto en el acueducto desde el Río Negro. Para esto necesitábamos los recursos que el gobierno anterior había tirado a la marchanta. Los proyectos están y mi respuesta a Bahía es que no se puede resolver inmediatamente pero ahora sí está el compromiso de solucionar esta situación”, apuntó Kicillof.

QUÉ DICE ABSA Y EL GOBIERNO LOCAL

La situación con la falta de agua en Bahía Blanca es tan grave, que el año pasado el HCD local declaró la Emergencia Hídrica y constituyó la Mesa del Agua, en donde participan integrantes del poder Ejecutivo municipal, concejales, autoridades de ABSA y vecinos. Aun así, a la fecha, la misma ha logrado pocos avances. Desde el gobierno municipal, dicen que “ya no puede hacer nada” y le tiran la pelota a Provincia y a la empresa.

“Hace 3 meses nos reunimos con el gerente y planteamos el posible inconveniente. Nos pusimos a disposición, ofrecimos personal y maquinarias para posibles obras. Les indicamos que preparen un plan de contingencia para repartir agua, poner sistemas y camiones repartidores de agua. Recibimos reclamos en la oficina de defensa al consumidor y desde la empresa las desestimaron. Las llevamos al ADA para que accione”, le contestaron a INFOCIELO desde el gobierno local.

Este medio intentó comunicarse con responsables de la empresa estatal de Agua, pero no recibió respuestas sobre el conflicto que ya azota a gran parte de la ciudad del sur bonaerense.

En tanto, el lunes pasado la empresa a cargo del servicio había informado que la turbiedad con la que estaba llegando el agua desde el embalse Paso de las Piedras “impedía las normales tareas de potabilización”, por lo que se consideró achicar el flujo a un 20 por ciento. Eso, irritó todavía más a los y las vecinas, particularmente de los barrios periféricos de la ciudad, los más afectados.

Tanto ABSA como el gobierno provincial, aseguran que el ya histórico drama de la falta de agua en los veranos bahienses se debe a un mal estado y la antigüedad de la red de agua, que a esta altura es incapaz de abastecer a toda la ciudad. También, por el mayor consumo de agua frente a las altas temperaturas y las roturas de caños. Aunque -tema no mencionado- muchos vecinos y vecinas apuntan al consumo de agua proveniente del Polo industrial de la localidad.

Por su parte, el municipio de Héctor Gay encabezó un reclamo administrativo para que la empresa deje de cobrar el servicio a los vecinos afectados. A esta altura, sería casi lo mismo que no se le cobrase a la población entera.

A través de un reclamo administrativo que llevó en persona la titular de la Oficina Municipal de Información al Consumidor, Mercedes Patiño, se instó a la firma a que exima del pago a los vecinos de sectores en los que el servicio es inexistente, así como también deje de efectuar cortes de suministro.

“Este es un problema producto de muchos años de desinversión y era previsible que iba a pasar. Hoy el consumo es superior a la oferta y la única salida es que tengamos lluvia y menos temperatura. Por más empeño que pongan, no hay más de la que se está entregando”, reconoció el intendente Gay.

Según contó a fines de octubre a INFOCIELO el subsecretario de Recursos Hídricos, Guillermo Jelinski, están al tanto de que en Bahía Blanca la situación es crítica. El funcionario señaló que se necesitan obras de gran porte, y que están trabajando en diferentes proyectos a corto, mediano y largo plazo, pero hasta que no se realicen obras, el problema va a persistir.

La situación de la falta de agua es tan insostenible que el año pasado, una jueza no pudo emitir un fallo ante la falta del líquido elemento. Fue, claro, una crítica solapada desde el sector de la justicia.

Sucedió cuando un vecino presentó un amparo judicial contra la empresa estatal Aguas Bonaerenses S.A. (ABSA), la prestadora del servicio. Sin embargo, la jueza María Fernanda Arzuaga, del Juzgado en lo Civil y Comercial N° 7, se excusó de emitir un fallo porque tampoco tenía agua en su casa.

INFOCIELO

PUBLICADO EN LANUEVACOMUNA.COM

Deja un comentario


Soporte Wordpress por Efemosse y Alipso