ESCANDALO EN PARAGUAY: CONFIRMAN QUE LAS DOS VICTIMAS EN EL OPERATIVO CONTRA EL EPP

Esta rectificación alimenta las críticas hacia las fuerzas operativas, los investigadores y las autoridades del Gobierno de Mario Abdo, a quienes se les achacan errores y malos procedimientos, destacó el diario paraguayo Última Hora.

El forense Cristian Ferreira había informado el sábado que las edades de las víctimas del operativo contra un campamento del EPP en Concepción eran de entre 15 y 18 años. Poco después, se confirmó que tenían 11 y 12 años, como había denunciado la tía de las nenas, Genoveva Oviedo Brítez, hermana del líder de la guerrilla, Alcídez Oviedo Brítez, de quien se hallaron pertenencias en la incursión.

La mujer precisó que las fallecidas son Aurora y Liliana, la primera es hija de Osvaldo Villalba y Magna Meza, mientras la otra es hija de Liliana Villalba, todos reconocidos miembros del grupo armado.

«Se tomaron muestras de las vestimentas y por esta cuestión del Covid, automáticamente se tienen que destruir. Pero antes de esa destrucción se hacen tomas fotográficas, las cuales tenemos todas agregadas a la carpeta», afirmó el fiscal Delfino a medios de Paraguay.

Delfino agregó que precisamente solicitaron la exhumación de los cuerpos «atendiendo a la controversia que se está suscitando en cuanto a la edad y la supuesta identidad de los padres» de las nenas.

La destrucción de la ropa de las dos niñas generó varias reacciones. El abogado José Casañas Levi resaltó en las redes sociales que «las evidencias nunca se destruyen, se preservan». «Alguna vez, el trabajo de cuidado de la escena del crimen, y la custodia de las evidencias, incluyendo los cuerpos, debe ser tratado científicamente, seriamente. Con el manejo que se le da hoy, no se puede llegar a la verdad de los hechos», lamentó.

A su vez, la excandidata presidencial Lilian Soto, fustigó la acción de las fuerzas de seguridad. «¡Qué horror! Con lo que hicieron jamás sabremos si las niñas estaban con uniforme militar o jugando en pijamas. Es espantoso», expresó.

En este sentido, la Coordinadora de Derechos Humanos del Paraguay (Codehupy) había alertado en una nota que «es momento de revisar la inconstitucional existencia de la FTC». La institución consideró que, al igual que en el pasado, el operativo contra el EPP presenta características «de un nuevo crimen de Estado, esta vez con dos niñas asesinadas, presentadas como partícipes de un supuesto enfrentamiento».

Por su parte, la Mesa de Presidentes de Partidos de Oposición rechazó «la repudiable y la grave actuación del Poder Ejecutivo en la muerte de dos niñas», y reprobó «la conducta complaciente de la Fiscalía General del Estado que debería hacer una investigación seria y no avalar y dar un manto de impunidad a lo acontecido».

Las organizaciones políticas exigen una investigación seria, exhaustiva e imparcial sobre los hechos acontecidos. El izquierdista Frente Guasu (FG) demandó que la muerte de las dos niñas sea investigada y aclarada. Recordaron que la FTC no ha dado resultados a lo largo del tiempo y que con el último accionar el Gobierno de Mario Abdo habría buscado rédito político.

AMBITO

PUBLICADO EN LANUEVACOMUNA.COM

Deja un comentario


Soporte Wordpress por Efemosse y Alipso