______________________________________

23 de abril de 2016

OPINION: PUERTO QUEQUEN, LA POLITICA VERSUS LA IDONEIDAD por LIC.MIGUEL NASSO


Se acaba de firmar el certificado de defunción de Puerto Quequén
Los indicadores que permite la posibilidad de un crecimiento sostenido de un puerto son: los costos portuarios, la estadía media anual de un buque en muelle y en espera y la profundidad de las vías navegables. Tanto el armador como el exportador son clientes de un puerto y ambos buscan en éste servicios eficientes, precios competitivos y la utilización de la economía de escala.
Pero esto no significa que la Terminal que exhiba los mejores indicadores sea la que mayores posibilidades de éxito posea, ya que las características demográficas, la ubicación geográfica, la proximidad de la zona de producción y la infraestructura vial condiciona de manera definitiva el éxito de ésta.
Lo que si se puede afirmar que de entre aquellos puertos que tengan un hinterland similar prevalecerá aquel que mejores indicadores de performance portuaria posea. Además cada uno de los indicadores por si solo no tiene un gran significado, lo que si cuenta, es la sinergia que genera la sumatoria de estos. Por lo que un puerto con una operatoria rápida y por tanto con una estadía media baja, pero con costos portuarios altos no sea conveniente para operar en él. Por otro lado un puerto con costos portuarios mínimos y una estadía media muy baja pero con limitaciones tales en el calado que no le permita zarpar con carga completa no tendrá ninguna posibilidad de triunfar en el mercado marítimo y portuario, si existiese otro puerto cercano con mayores profundidades.
Otro aspecto importante para el crecimiento de un puerto es como interactúan sus protagonistas denominados "comunidad portuaria". Esta comunidad es representativa del conjunto de intereses que concurren al puerto y se integra con las autoridades portuarias, los administradores del puerto, operadores portuarios, transportistas, operadores de la estiba, cargadores, exportadores e importadores, los entes de fiscalización y control Aduanas, organismo de control fitosanitarios, de calidad, inmigración y de seguridad y las autoridades municipales, provinciales, etc.
Por ello es de vital importancia quien ejerza el control de la administración portuaria lo haga con los conocimientos necesarios para lograr una mejor gestión y por ello el Presidente del Consorcio deberá estar actualizado en las técnicas de gestión de resultados tendientes a mantener un servicio de calidad y rentable dentro del ambiente portuario competitivo actual.
El objetivo primordial del Presidente del Consorcio de Gestión Portuario entre otras cosas es que tenga una actitud asesora, de apoyo y de participación activa en las operaciones portuarias para que el puerto tengan niveles de parámetros de calidad, rentabilidad, productividad, eficacia y competividad óptimos y para ello es importante que conozca el negocio portuario sabiendo la importancia que tiene un puerto para el desarrollo de la economía del lugar en donde se encuentra y para ello debe:
* Tener un nivel apropiado de conocimiento sobre principios de planificación, organización y administración portuaria.
* Conocer sobre los diferentes modos de transportes que se interconectan en el recinto portuario, equipos, cargas, operaciones y políticas marítimo-portuarias que interviene en la explotación portuaria.
* Reconocer bajo distintos puntos de vista (Administrativo, operativo, técnico, comercial, jurídico, económico o político) los aspectos principales relacionados con la actividad portuaria.
* Entender la cadena de costos portuario como el objetivo a lograr y no como el resultado de análisis tradicionales de presupuestos, inversiones y gastos aislados.
Tanto la Constitución Nacional como la Provincial exigen el requisito de idoneidad para ser admisible en los empleos, más aún en aquellos vinculados con la gestión pública. Idoneidad implica reunir las condiciones necesarias y probadas para desempeñar una función.
Actitud y deseo para ejercer cargos es lo que sobra. Basta con ver la cantidad de postulantes que se presentan en cada elección, muchos de ellos sin conocimiento sobre los desafíos de la función. Aptitud y generosidad para abrazar la gestión pública como un servicio y un magisterio, es lo que escasea.
La voz “ idoneidad ”, según el Diccionario de la Real Academia, denota: “ cualidad de idóneo ” y a la vez, “ idóneo ” significa: “ adecuado y apropiado para una cosa ”. (REAL ACADEMIA, 1992, p. 1139). Si la idoneidad no existe, todo estará permitido en el ámbito público y nuestro futuro estará en serio peligro.
En toda la administración pública las personas tienen lealtad con quienes conducen las políticas, pero pensar que la lealtad política es condición suficiente y no tiene que ir acompañada de la competencia técnica es absurdo y va contra toda la experiencia internacional, pero en Argentina las designaciones que privilegian criterios de lealtad política antes que de idoneidad parecen ser una práctica habitual en la gestión del Estado argentino desde hace décadas y la experiencia también demuestra que aras de asegurar lealtad se resigna idoneidad las consecuencias pueden ser catastróficas.
Por eso la política no debe ganarle a la idoneidad, elegir a un Presidente del Consorcio de Gestión por lo político por encima de la capacidad de gestión que pueda tener basados en conocimientos sólidos sobre la actividad portuaria pone en peligro la continuidad de nuestra estación marítima como puerto de ultramar.

Miguel Angel Nasso
Licenciado en Administración Naviera y Gestión Portuaria, egresado de la Facultad de Economía y Administración de la Universidad de la Marina Mercante.

0 COMENTARIOS:

Publicar un comentario en la entrada

SE PUEDE OPINAR SIN AGRAVIAR. MAIL A EDITOR@LANUEVACOMUNA.COM
ALFREDO BARROS

________________________________    

Google+ FANATICOS